La reforma fiscal para los contratistas de albañilería - Guía de albañilería
Aspectos de la reforma fiscal para los contratistas de albañilería

Aspectos de la reforma fiscal para los contratistas de albañilería

timothy-r-hughes

Timothy Hughes

agarwal-vikram

Vikram Agarwal

Entienda cómo los cambios fiscales impactan en la ganancia neta de un albañil.

Por Timothy Hughes y Vikram Agarwal

El ambiente está lleno de noticias acerca de la aprobación de la nueva ley federal en materia fiscal. Aunque existe mucha incertidumbre sobre cómo lucirá la implementación de las normas y los reglamentos, muchos negocios y ciertas industrias verán un beneficio considerable. Este artículo destaca algunos de los puntos más importantes de la reforma fiscal para los contratistas de albañilería.

Aspectos importantes para negocios y bienes raíces

Reducción en el impuesto sobre la renta corporativo

El impuesto sobre la renta corporativo tendrá una tasa fija de 21 por ciento.

Deducción en el ingreso trasladado

Un punto importante de la reforma fiscal para los contratistas de albañilería es la introducción de una nueva sección, la Sec. 199A del código, “Ingreso Corporativo Calificado”, que permitirá que los contribuyentes que tengan un ingreso corporativo calificado (QBI) de una sociedad, una sociedad S, sociedad unipersonal, fideicomiso o fondo reciban una deducción de 20 por ciento sobre el QBI. Generalmente existe un límite en el monto de la deducción con base en el 50 por ciento de los salarios W-2, pero la disposición favorece a ciertas entidades no corporativas que son propietarias de bienes raíces comerciales porque hay un límite más generoso en la reducción para ellas. Esto podría tener un impacto importante en los oficios de construcción, incluidos los albañiles, al fomentar la propiedad, el desarrollo y la construcción de bienes raíces. También fomenta a que las empresas de construcción cambien la clasificación de los trabajadores,  de contratistas independientes a empleados.

Límite de deducción de gastos sobre el interés neto

Los negocios con reducciones de gastos de alto interés que suelen tener más de $25 millones en ingresos brutos no podrán deducir todos sus gastos por interés. El rechazo de una deducción sobre el gasto con intereses netos se produce cuando el gasto es superior al 30 por ciento del ingreso gravable ajustado del negocio. Los oficios o los negocios de bienes raíces pueden optar por no incluirse si utilizan el Sistema de Depreciación Alternativa para depreciar el bien raíz correspondiente. La industria de la construcción utiliza mucho la deducción de intereses, por lo que existe incertidumbre sobre cómo esta disposición afectará la demanda en los servicios de construcción.

Menor periodo de recuperación para los bienes raíces calificados

Los bienes raíces de mejoras calificados que se pongan en servicio después del 31 de diciembre de 2017 deben estar sujetos a depreciación durante 15 años usando el método de línea recta. Los bienes raíces de mejoras calificados son toda mejora a un área interior de un edificio que no se trate de bienes raíces de uso residencial si dicha mejora se pone en servicio después de la fecha en que el edificio entró en servicio por primera vez. Los bienes raíces de mejoras calificados no incluyen ningún tipo de mejora cuyo gasto sea atribuible a la ampliación del edificio, elevadores, escaleras eléctricas o el marco estructural interno del mismo edificio. Esta disposición debe aumentar la demanda en labores de renovación.

Cambios en los créditos por rehabilitación

Desafortunadamente, uno de los aspectos negativos de la reforma fiscal para los contratistas de albañilería es la eliminación del crédito de 10 por ciento para gastos por rehabilitación calificados (QRE) de ciertos edificios más antiguos. El crédito de 20 por ciento sobre QRE sobre los edificios históricos certificados ya no estará disponible en el año en que el edificio se haya puesto en servicio. Por el contrario, el crédito tendrá que tomarse a una tasa prorrateada durante cinco años. Esto impactará severamente en el mercado con respecto a las inversiones de capital gravable. La reducción de algunos de estos proyectos estilísticos puede tener un impacto negativo en ciertos profesionales, incluyendo a los albañiles, que se enfocan en este segmento del mercado.

Contabilidad de los contratos de construcción

Otro de los aspectos de la reforma fiscal para los contratistas de albañilería es que, en general, las empresas de construcción que tengan un promedio menor a $25 millones durante los últimos tres años pueden usar el método de contrato terminado para reportar el ingreso por contratos. Si los contratos tienen una duración de dos años o menos, este cambio permitirá que los albañiles reciban pagos en un año y reporten el ingreso percibido del contrato cuando se haya cumplido el plazo del contrato.

Aspectos específicos importantes para empleadores

Nuevo crédito para incapacidades médicas y familiares pagadas por el empleador

Durante los siguientes dos años, los negocios pueden recibir un crédito sobre impuestos por salarios pagados a empleados calificados durante el tiempo en que estén en incapacidad médica o familiar conforme a lo indicado en la Ley de Incapacidad Médica y Familiar (FLMA). El crédito es de hasta 25 por ciento de los salarios pagados.

Limitación en la deducción para el patrón sobre gastos por beneficios suplementarios

Se eliminará la deducción de beneficios suplementarios por gastos de entretenimiento al igual que la deducción de transporte para empleados. Además, ahora existe un límite de 50 por ciento en las deducciones por comidas que se ofrezcan en comedores industriales o dentro de las instalaciones del empleador.

Puntos importantes para individuos/planeación patrimonial

El monto de exención ha aumentado de $5 millones a $10 millones, con el monto más alto indizado para la inflación previsto para que empiece en 2011. Se tiene estimado que la exención para las parejas en matrimonio en 2018 sea de $22.4 millones. Los dueños de comercios de contratistas de albañiles exitosos se verán ampliamente beneficiados por este aumento.

Por otro lado, está suspendido el interés en la deuda de capital inmobiliario y las deducciones por interés hipotecario están limitadas a los primeros $750,000 o la hipoteca, en lugar de la cantidad actual de $1 millón.

Con respecto a contratos de separación o divorcios celebrados en 2018, no existirá ninguna deducción por pagos de pensión alimenticia o manutención ni por ingresos recibidos por estos pagos.

La compleja y voluminosa ley fiscal parece ofrecer ventajas generales a la comunidad comercial, especialmente a los dueños y desarrolladores de bienes raíces. Aunque no podemos predecir el futuro, parece que estos puntos de la reforma fiscal para contratistas de albañilería ayudarán a los negocios a progresar.

 

Biografía del autor

Timothy R. Hughes, abogado, LEED AP, es el accionista administrador y Vikram Agarwal es accionista de la firma jurídica Bean Kinney & Korman, P.C. en Arlington, Virginia. Hughes es abogado comercial, inmobiliario y de construcción. Agarwal es abogado comercial, inmobiliario y fiscal. Puede comunicarse con ellos al 703-525-4000, thughes@beankinney.com o vagarwal@beankinney.com.


Mensajes patrocinados